Justicia Ante gobernadores

El Gobierno propone crear en el país 94 juzgados federales para causas de narcotráfico

11-06 Conferencia de prensa de Mauricio Macri junto a Ricardo Lorenzetti y otros en el CCK presentando las jornadas "Argentina sin narcotrafico". Foto: Andres Delia

El presidente Mauricio Macri afirmó que “no queremos un Estado socio” del tráfico de drogas.

Buenos Aires, 11 de junio.(caraycecaonline) Con la mitad más uno de los gobernadores presentes, otros ausentes con aviso y representantes de todos los distritos, el Gobierno lanzó este lunes un ambicioso plan para reforzar la Justicia y combatir al narcotráfico. Fue poco después del mediodía en el Centro Cultural Kirchner, con alta presencia del Poder Judicial y un fugaz paso del presidente Mauricio Macri.

“Los argentinos elegimos cambiar. No queremos que nos mientan. No queremos corrupción. No queremos un Estado socio del narcotráfico, por eso hace dos años tomamos el compromiso de darle lucha juntos. Hoy la lucha contra el narcotráfico es una política de Estado y uno de los principales objetivos de mi gobierno“, dijo el presidente, que estuvo poco más de diez minutos en la ex sede del Correo.

11-06 Conferencia de prensa de Mauricio Macri junto a ricardo Lorenzetti y otros en el CCK presentando las jornadas "Argentina sin narcotrafico". Foto: Andres D'elia
Mauricio Macri junto a Ricardo Lorenzetti y otros en el CCK presentando las jornadas “Argentina sin narcotrafico”. Foto: Andres Delia

Entre el auditorio se encontraban desde gobernadores afines al Gobierno como los de provincias administradas por la oposición como el formoseño Gildo Insfrán, el chaqueño Domingo Peppo, el santiagueño Gerardo Zamora, la fueguina Rosana Bertone, el sanjuanino Sergio Uñac, el rionegrino Alberto Weretilneck, el santafesino Miguel Lifschitz y el neuquino Omar Gutiérrez.

También estuvieron presentes los oficialistas Alfredo Cornejo, de Mendoza; la bonaerense María Eugenia Vidal, el jujeño Gerardo Morales, el correntino Gustavo Valdés y el porteño Horacio Rodríguez Larreta. El resto de las provincias enviaron a sus representantes, incluido el vicegobernador de Santa Cruz, Pablo González, la provincia cuna del kirchnerismo.

“Tenemos que seguir trabajando juntos para luchar contra el narcotráfico”, añadió Macri, que también logró la presencia del presidente del bloque justicialista en la Cámara de Senadores, el rionegrino Miguel Pichetto, y del presidente de la comisión de Justicia de ese cuerpo, el salteño y también peronista Rodolfo Urtubey. Su hermano gobernador, Juan Manuel, estuvo ausente con aviso por un viaje.

Con la asistencia de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, y el titular de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, entre otros funcionarios de relieve, el titular de la cartera de Justicia, Germán Garavano, explicó el proyecto enviado recientemente al Congreso para crear 94 juzgados federales en todo el país con exclusiva competencia penal para combatir, básicamente, el narcotráfico.

La idea es separar esas funciones penales de la competencia múltiple que hoy tienen los juzgados federales ubicados en el interior del país, con especial énfasis en la provincia de Buenos Aires y las del Noroeste Argentino (NOA) y del Noreste Argentino (NEA). Hoy esos juzgados no sólo atienden causas penales sino también de otros fueros como los de Seguridad Social, Civil y Comercial, Contencioso Administrativo y hasta en algunas provincias, el de Minería, entre otros.

Garavano sostuvo que la reforma propuesta no significará un excesivo gasto para la administración nacional por cuanto se utilizará estructura ya existente a través de la elevación del rango de actuales secretarías de esos juzgados a juzgados nuevos propiamente dichos. Los candidatos a ocuparlos deberán pasar el filtro del concurso en el Consejo de la Magistratura y la aprobación del Senado.

El ministro de Justicia también destacó la presencia de representantes de todos las provincias y de otros poderes del Estado, como el presidente de la Corte Suprema nacional, Ricardo Lorenzetti, “trabajando juntos contra del narcotráfico”, dijo, y valoró “el compromiso de todo el poder político para respaldar la labor de los jueces, que ponen incluso en riesgo su vida”.

Además de Lorenzetti hubo presencia casi perfecta de los jueces del fuero federal penal porteño, el de Comodoro Py, con María Servini como la única juez de primera instancia ausente. También hubo camaristas federales como Leopoldo Bruglia y de la Casación Federal como Gustavo Hornos y Mariano Borinsky, entre otros representantes del Poder Judicial.(www.caraycecaonline.com.ar)