Política Florencio Varela

Macri respaldó a Vidal en Florencio Varela

Macri y Vidal inauguran Metrobús en Florencio Varela

Buenos Aires, 26 de setiembre.(caraycecaonline) Mauricio Macri admite que es muy difícil, pero cree que tiene chances de meterse en un balotaje. Y si se diera ese escenario se siente ganador. Así se lo repitió a los candidatos del oficialismo de la Provincia y de todo el país que lo visitaron en Olivos desde el mediodía […]

Buenos Aires, 26 de setiembre.(caraycecaonline) Mauricio Macri admite que es muy difícil, pero cree que tiene chances de meterse en un balotaje. Y si se diera ese escenario se siente ganador. Así se lo repitió a los candidatos del oficialismo de la Provincia y de todo el país que lo visitaron en Olivos desde el mediodía hasta el fin de la tarde. «El día de mañana, cuando se acuerden de esta elección se hablara de cómo nos rompimos el alma durante un mes para darlo vuelta«, arengó el Presidente para cerrar el cónclave.

Para meterse en la segunda vuelta, el jefe de Gabinete y de campaña Marcos Peña ajusta la estrategia en función a los focus group que desarrolló el español Roberto Zapata, del equipo de Jaime Durán Barba.

En el quincho de la residencia presidencial, el ministro coordinador explicó a los candidatos a legisladores de todo el país la nueva hoja de ruta de 5 puntos con los que buscará crecer cerca de 4 puntos y que el Frente de Todos reduzca su porcentaje de votos al 45 por ciento. «Es muy importante que la gente vaya a votar en dónde mejor nos fue. Por ejemplo, en Barrancas de Belgrano», dijo Peña. Allí precisamente comenzará este martes la marcha del #SíSePuede.

Para eso, en el oficialismo afirman que deben ir a buscar al electorado que no acudió a votar en las primarias y que sienten cercano. Peña reclamó a los candidatos mejorar los puntos de fiscalización, porque en provincias cómo Formosa, por ejemplo, tuvieron un alto porcentaje de mesas con cero votos. Además, reclamó participación de los voluntarios y juzgó fundamental el «puerta a puerta».

El jefe de Gabinete añadió que a partir del lunes el Presidente hará un anuncio por día y que el domingo se estrenarán un nuevo spot por día, que -a diferencia de los que ahora pueden verse por televisión- ahora sí tendrán como parcial protagonista la jefe de Estado. El primero será «Te escuché» que buscará enfatizar la idea de que el Gobierno tomó nota del descontento del electorado. El jefe de campaña señaló que el espacio opositor tuvo más volumen, político porque tuvo más primarias en todo el país, lo que además perfeccionó su fiscalización.

El dueño de la estrategia macrista incluso calificó a un tipo de votante de las PASO«el aviso», en alusión a quienes supuestamente votaron a Alberto Fernández para advertir al Gobierno de su descontento, aunque estarían dispuestos a cambiarlo. «Con mística debemos transmitirles, se enojaron por nuestra falta de cercanía y de convicción. No compremos la idea de que nosotros compramos los problemas», explicó. En el oficialismo son conscientes de que falta un alivio y un perspectiva de futuro. Para cambiar eso llegarán las propuestas dirigidas a las pymes y a la creación de empleo. Peña pidió señalar las contradicciones que alberga el Frente de Todos. «Hay un votante que quiere a Alberto Fernández pero no a Cristina Kirchner. Resaltemos en los debates cómo vamos a lograr las cosas y cómo lo harán ellos pero sin atacar«, reclamó.

El oficialismo apuesta todo ala campaña territorial. El sábado tocará Belgrano; el lunes, Junín.

Miguel Angel Pichetto, que habló antes que el Presidente sostuvo que estaba allí para defender al Presidente y buscar el voto de la clase media. El candidato a vicepresidente agitó algunos fantasmas que merodean en el Frente de Todos: desde la reforma agraria que propuso Juan Grabois hasta la participación de los trabajadores en las ganancias de las empresas.

El gobernador de Jujuy, el radical Gerardo Morales, que habló antes que Peña, se detuvo en el presunto carácter autoritario de los Fernández y recordó que en 2014 hubo un 40 por ciento de inflación y caída de reservas con tarifas congeladas. Entre los oradores también se contaron el ministro del Interior Rogelio Frigerio; el titular del PRO, Humberto Schiavoni; y Maximiliano Ferraro, por la Coalición Cívica. «Desde la Coalición Cívica tenemos la firme convicción de jugar a fondo, sin ningún tipo de especulación. Creemos que es posible darla vuelta», dijo el delegado de Elisa Carrió.

Ya no hay distinción entre la agenda oficial del Presidente ni la de campaña. Basta echar un vistazo a la actividad presidencial que se publica en el sitio de la Casa Rosada, donde se anunció la reunión de Macri y sus candidatos a intendentes. La inauguración del Metrobús de Florencio Varela fue otra demostración de la gestión al servicio de la campaña. «Ahora, ahora Vidal Gobernadora», agitó el Presidente.

Los primeros en llegar a Olivos fueron los «sin tierra», los candidatos a intendente de la primera sección que ya no se ilusionan con arrebatarles distritos a los peronistas. Macri ensayó una suerte de autocrítica por las dificultades en materia económica que erosionaron las chances del oficialismo.

Los candidatos también hablaron. Ezequiel Pazos, que pelea contra Mario Ishii en José C. Paz, le pidió que intercediera ante sus ministros y funcionarios para que salgan de sus despachos para pisar el territorio. «Faltó política», coincidieron varios de los visitantes. El subsecretario de Asuntos Municipales y candidato en Hurlingham, Lucas Delfino, ratificó ante el Presidente que defenderán su boleta y la de María Eugenia Vidal, a pesar de los datos empíricos que demuestran que todos consiguieron más votos que el mandatario y la gobernadora. «Tuvimos que perder por 15 puntos para tener este espacio de reflexión», se lamentó otro candidato.

Atravesado por el realismo que dejó la PASO, el optimismo, vuelve a crecer en el oficialismo. «Es difícil, pero no es imposible. Lo sabremos el día de la elección«, coincidieron varios de los candidatos y referentes del oficialismo. (www.caraycecaonline.com.ar)