Economía Menos subsidios

El precio del gas y la luz podría aumentar 400% en Puerto Madero, Palermo, Belgrano y otros barrios valorados de Buenos Aires

Puerto Madero, el barrio más caro

En 2022, se pondrá en marcha la segmentación de tarifas. Los usuarios que residan en las zonas de mayor valor de la Capital Federal dejarán de recibir subsidios

Aunque aun no se realizaron anuncios formales, según trascendió de fuentes oficiales, la segmentación de tarifas alcanzaría a 500.000 usuarios. “El programa de segmentación irá avanzando sobre el universo de usuarios que están en condiciones de afrontar el pago pleno de la energía, quitando el subsidio que existe en la actualidad”, señalaron.

En la actualidad, el 60% de la tarifa en la zona del AMBA cuenta con subsidios. Y desde el Gobierno anticiparon que en una primera etapa, las segmentación afectará al 10% de los usuarios de la Ciudad de Buenos Aires y de los 24 municipios del conurbano bonaerense.

¿Qué aumentos afrontarán quiénes dejarán de recibir subsidios? Fuentes oficiales señalaron como ejemplo que un departamento que hoy paga $500 de luz en un barrio de altos ingresos pasaría a $ 2.500 mensuales, según proyecciones que manejan las distribuidoras. Esto representa una suba del 400 por ciento.

Aunque aun no fue informado quiénes dejarán de recibir la tarifa subsidiada, fuentes del Gobierno indicaron que se utilizará como parámetro las valuaciones de las viviendas en las que se prestan los servicios. Para eso, el ente regulador del servicio eléctrico (ENRE) definirá “polígonos geográficos” en los que irá removiendo subvenciones.

En la ciudad de Buenos Aires, por ejemplo, pagarán tarifa plena los que vivan en propiedades donde el metro cuadrado supere los USD 3.700 y en la provincia de Buenos Aires dejarán de percibir la asistencia los barrios cerrados, la actividad financiera y el juego.

Para la segmentación se tomará el valor de mercado de las propiedades y se tomará como base un trabajo que realizaron en conjunto en ENRE y el Conicet. Sin embargo, para los usuarios que dejen de recibir el subsidio habrá una “instancia de apelación”, donde se revisará caso por caso.

De acuerdo al relevamiento de precios mensuales que realiza la plataforma de compraventa de inmuebles Zonaprop, el precio promedio de una propiedad en CABA se ubica en los USD 2.366 por metro cuadrado. El rango de precios encuentra su valor máximo en Puerto Madero con USD 5.552 por metro cuadrado. Le siguen Palermo con USD 3.053 y Belgrano con USD 2.937. En la otra punta, el valor mínimo está en Lugano con USD 1.143.

Fuentes oficiales adelantaron que habrá una instancia de apelación cuando se aplique la segmentación

Desde la consultora especializada Reporte Inmobiliario advirtieron que como barrio en sí mismo en ciudad de Buenos Aires solo Puerto Madero supera el valor de USD 3.700 por metro cuadrado. “Luego ese valor actualmente es superado solo en casos puntuales en algunas propiedades en determinados barrios del corredor norte de CABA, del centro hacia el sur prácticamente no hay propiedades con esa cotización por metro cuadrado”, explicó José Rozados, titular de la consultora.

“Barrio Parque y ciertas manzanas de Palermo, Belgrano y Recoleta también podrían contener ese nivel de precio por unidad de superficie pero incluso no es homogéneo, sobre Libertador con vista abierta y al río y con buenos estándares de calidad habrá unidades con esa cotización, pero en la calle perpendicular incluso en la misma manzana es probable que no”, advirtió el especialista.

Uno de los puntos clave de la segmentación será determinar que el usuario en cada domicilio sea la misma persona que tiene la titularidad del servicio. Por eso, los entes reguladores de la Energía y del Gas están promoviendo una campaña para de reempadronamiento de sus usuarios.

Para el resto de los usuarios, que seguirán contando con la tarifa subsidiada, los aumentos estimados para 2022 se moverán entre 17% y el 20%, con una sola suba a lo largo del año, según la información oficial. En el caso de la distribución eléctrica, esa recomposición es la base para viviendas del AMBA, mientras que el incremento del gas será a nivel nacional.

En la actualidad, el 60% de la tarifa en la zona del AMBA cuenta con subsidios

El criterio oficial para el año próximo es que todo aumento tarifario esté por debajo de la inflación. Durante 2021, hubo un aumento del 9% para el servicio de electricidad y del 6% para el gas en promedio y luego los precios se mantuvieron fijos.

En diciembre de 2019, en los comienzos del Gobierno de Alberto Fernández, se había decidido una renegociación de la Revisión Tarifaria Integral (RTI) que venía del Gobierno de Mauricio Macri, y que no debería extenderse por más de dos años. La semana pasada, a través de un decreto, el Gobierno extendió ese período y prorrogó las intervenciones del Entre Regulador de la Electricidad (Enre) y del Enargas hasta el 31 de diciembre de 2022.(www.caraycecaonline.com.ar)