Política

En Télam cayó nueve pisos un ascensor con seis empleados por falta de mantenimiento

Crece el descalabro con la conducción «camporista» de Télam que duplicó la planta de personal de la Agencia, pero además denunció ante la Justicia a la Comisión Gremial Interna y no presentó los balances de los últimos dos años.

Buenos Aires, 16 de diciembre.(caraycecaonline) En la agencia de noticias Télam, en la tarde de ayer, un ascensor   ocupado por seis empleados, se desplomó nueve pisos, pero milagrosamente no hubo heridos de gravedad. El accidente se produjo en la sede de Bolívar 531 y se presume que fue por la falta de mantenimiento y control de las máquinas.

Todos los trabáajadores afectados fueron atendidos en la ART del Hospital Británico sin que se registraran casos con heridas graves.

A las pocas horas «un ejército» de técnicos llegó al lugar para realizar reparaciones ya que la caída del ascensor se atribue a una falla del sistema de frenos y seguridad.

El milagroso accidente, no obstante,  incrementó el  descontento del personal debido a que la conducción de la empresa, todavía en manos de funcionarios enrolados en «La Cámpora», con la presidencia del bloguero Fabián Rodríguez, había negado la tradicional provisión de la «canasta de fin de año» según trascendió, «por falta de fondos».  Pero más grave aún, esta conducción «camporista» había denunciado ante la Justicia a la Comisión Gremial Interna, por considerarla una «asociación ilícita», medida que ni durante la intervención militar se atrevió a consumar.

Otro elemento que suma malestar generalizado es que junto a la incertidumbre que genera el retraso en el cambio de autoridades, el kirchnerismo en estos últimos años  duplicó la cantidad de personal, al punto de haber tenido que habilitar un nuevo edificio sólo pára la redacción. De paso realizó refacciones al histórico edificio de la calle Defensa a un costo injustificado de 2,5 millones de dólares.

Según testimonios de periodistas con antigüedad   «desde las elecciones presidenciales,  comenzaron a aparecer personas desconocidas para ocupar la primera silla que tenían que en muchos casos ni supaieron decir a que sección pertenecían».

Esta grave irregularidad administrativa, se suma a la decisión de gerentes con nombramiento político, que decidieron afiliarse a un denominado Sindicato de Trabajadores de Prensa (Sitrapren) que encabeza Luis Jiménez, un veterano colaborador de cuanta conducción pasó por la Agencia, incluída la militar. El fin es quedarse en Planta Permanente, con sueldos inmerecidos.(www.caraycecaonline.com.ar)