Ciudad Vivienda

Los inquilinos porteños no pagarán más las comisiones ni gastos a inmobiliarias

Público en la Legislatura al momento de la viotación

La modificación de la ley la aprobó una amplia mayoría de 51 votos. También prohíbe cobrar gastos administrativos. En el sector inmobiliario irán a la Justicia.

Buenos Aires, 25 de agosto. (caraycecaonline) Las personas que alquilen una vivienda en la Ciudad ya no tendrán que pagarle comisión a la inmobiliaria, que sólo le podrá cobrar al propietario hasta el 4,15% del total del contrato. Así lo aprobó ayer la Legislatura porteña con amplio apoyo de todos los bloques. Los corredores inmobiliarios rechazan la leyy casi seguramente reclamarán en la Justicia.

Además, los legisladores prohibieron que las inmobiliarias cobren gastos de gestoría de informes, y deberán exhibir en sus locales y páginas web los derechos de los inquilinos.

La idea de la norma es reducir los costos que afrontan los inquilinos a la hora de firmar un contrato. Entre la comisión, los meses de depósito y adelanto, los certificados de firmas y otros trámites, el monto de ingreso puede ser el equivalente de hasta cinco meses de alquiler.

Actualmente, y por ley, los inquilinos pagan el 4,15%, cifra que se eligió porque equivale a un mes en un contrato de dos años, el plazo estándar de los alquileres de viviendas. En tanto, el propietario acuerda libremente con el inmobiliario, aunque suelen pagar entre un 2% o 3%.

La ley tuvo un nivel de consenso poco habitual en la Legislatura. La aprobaron 51 de los 53 diputados presentes (sólo se abstuvieron dos legisladores de la izquierda). Por eso, el tratamiento de la ley fue bastante rápido y sin polémicas, más allá de algunos gritos de un par de corredores inmobiliarios que ingresaron al recinto. En otro de los palcos, un grupo de inquilinos aplaudió la votación.

«La amplia mayoría con la que fue aprobado el proyecto da cuenta de la necesidad que había de reglas más claras en la forma de alquilar», afirmó Francisco Quintana, presidente del interbloque Vamos Juntos.

En la oposición resaltaron la necesidad de avanzar más con el tema. «Esta medida debe ser tomada como lo que es: un paliativo. La verdadera solución al déficit habitacional requiere de políticas más profundas», afirmó Natalia Fidel, legisladora del espacio de Martín Lousteau. En tanto, Adrián Camps, del Socialismo Auténtico, agregó que «si bien la ley aprobada no contempla la totalidad de las reivindicaciones de los inquilinos, significa un importante alivio». Además, la kirchnerista Paula Penacca resaltó que la ley «fue producto del reclamo ciudadanos que se cansaron de los abusos del sistema inmobiliario».

El oficialismo había presentado el proyecto de ley el 21 de julio. Se descontaba que iba a tener un amplio consenso porque se trata de un tema que afecta a más de un tercio de las familias porteñas, unas 400.000, que viven en propiedades alquiladas.

Además, la iniciativa tomó en parte otro proyecto que habían presentado el Ministerio Público de la Defensa, la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia, la ONG Inquilinos Agrupados y otras asociaciones. Esa propuesta, apoyada por la mayoría de los bloques opositores, abarcaba también la gratuidad de todos los certificados que deben tramitar los inquilinos, y planteaba crear un sistema de pago de alquileres por débito automático parareemplazar las garantías, otro de los principales obstáculos a la hora de alquilar.

La ley llega además en un contexto particular, porque los alquileres sufrieron un fuerte incremento en el último año.

Pero para el sector inmobiliario esta norma cayó como una bomba. El Colegio Único de Corredores Inmobiliarios de la Ciudad (CUCICBA), publicó hace tres días una solicitada en la que aseguró que el proyecto «persigue a una profesión y no beneficia a nadie». Agregan que la ley viola el Código Civil y Comercial y también la Constitución, porque vulnera su derecho de cobrar «justa retribución» por su trabajo. Por esto, el titular del CUCICBA, Héctor D’Odorico, le comentó a Clarín: «Vamos a reunirnos con nuestros abogados para analizar ir a la Justicia una vez que la ley entre en vigencia».

Además, los inmobiliarios aseguran que esta norma logrará elefecto contrario al buscado porque encarecerá los alquileres. El razonamiento es que, como la comisión de los propietarios aumentará del 2% o 3% al 4,15%, los dueños buscarán compensar ese gasto pidiendo más dinero. Entonces el inquilino se ahorrará la comisión pero afrontará un gasto mensual más alto.

Además, advierten que la comisión más cara podría desalentar a algunos propietarios a poner sus departamentos en alquiler, con lo cual disminuiría la oferta y los precios aumentarían.

En el sector insisten con que no fueron escuchados, y que de hecho tienen propuestas concretas para resolver la situación de las garantías, mediante un seguro de caución y avales bancarios.

La comisión de los alquileres ya había sido objeto de una polémica en los últimos años, luego de que el CUCICBA le recomendara a sus afiliados cobrar dos meses en lugar de uno, decisión que fue bloqueada judicialmente. (www.caraycecaonline.com.ar)